Archivo | Decoración RSS for this section

Modernizar un piso del siglo pasado

Hoy os quiero mostrar lo que, para mí, es una lección magistral de cómo acometer la reforma y decoración de un piso del siglo pasado, convirtiéndolo en un apartamento de lo más actual.  He de confesar que tengo debilidad por el estilo nórdico, con pinceladas de color y algún detalle chic;en esta obra de interiorismo se dan todos estos ingredientes. Se han conservado los elementos que aportaban categoría al espacio, como la carpintería original de puerta y balcón,  también  se ha respetado, con gran acierto, la altura de techos, que  aumenta la  sensación de amplitud.

Zona de estar

Se ha creado un espacio diáfano, eliminado puertas y dejando huecos en la pared, por las que se cruzan las vistas entre el salón y la cocina comedor, hasta la que llega la luz que entra por el gran balcón. Se ha potenciado la luminosidad pintando de blanco paredes y techos que,  junto con el suelo de color roble claro, le da ese aire de estilo nórdico al que contribuye también la mezcla de mobiliario de diseño con muebles de Ikea y piezas vintage para dar el toque femenino.

Salón y comedor

En la zona de comedor vemos también un arco y una hornacinas originales; para caldear el ambiente se han utilizado dos colores diferentes en las sillas.

En el dormitorio, de estilo romántico, también se han mezclado piezas de diseño, como la lámpara tolomeo de la mesilla, con el maniquí vintage y los marcos de madera tallada, de estilo clásico.  Vemos como han elegido el color del edredón,  de la misma tonalidad que el de la vidriera antigua de la puerta, para armonizar la paleta de colores.

Dormitorio vintage

dormitorio

En el baño, de estilo muy actual y minimalista, mediante, fotografias, marcos y sobre todo la lámpara de cristal, haciendo un guiño al siglo pasado, se ha conseguido un toque muy chic

Vista baño

Fotos vía, Arquitectura interior

 

¿Que os ha parecido el resultado? me gustaría conocer vuestra opinión.

Anuncios

Interiores luminosos

Actualmente en interiorismo son tendencia los espacios abiertos, luminosos y funcionales. Para conseguir este estilo en nuestra casa es aconsejable  ampliar las estancias; por ejemplo, uniendo la entrada con el salón-comedor e incluso con la cocina, incorporando el pasillo. Con esto ganaremos amplitud, vistas cruzadas y dejaremos que la luz fluya por todo el espacio.

Salón comedor

A continuación, podemos potenciar este efecto mediante los colores. El éxito está garantizado si escogemos como fondo una paleta de colores lo mas neutra posible: pintando las paredes en blanco o gris claro. Para los suelos nos decantaremos por una tarima o laminado en un roble claro, una madera blanqueada o un porcelánico de tamaño XXL en color claro.

Comedor

A la hora de amueblar, seguiremos con la misma regla: muebles ligeros de colores claros, lo mismo que las tapicerias que preferiblemente serán de un color liso y para que el conjunto no quede aburrido, introduciremos las pinceladas de color mediante las alfombras, los cojines, los cuadros, etc.

Salón

 Para vestir las ventanas, elegir cortinas semitransparentes que dejen pasar la luz o los screem que para mí son ideales, ya que no sólo dejan pasar la luz, sino que te permiten ver el exterior y de esta forma el paisaje se incorpora a tu espacio haciéndolo mas grande visualmente.

Salón con amplio ventanal

Si ponéis en práctica éstos sencillos consejos, creareis un ambiente moderno y armónico que os hará sentir a gusto en vuestro hogar, que en definitiva es lo que todos deseamos.

¿Os gustan los ejemplos que os he mostrado?

 

Fotos vía  Diario Desing y otros

Reforma integral en pequeña casa de Sotillo de la Adrada (Ávila) (y II)

En la entrada anterior os comencé a hablar de la reforma integral realizada en una pequeña casa de Sotillo de la Adrada. He reservado lo mejor para el final; a ver qué os parece.

Suelo original
Suelo original (y zapatilla del fotógrafo)

Planta superior

En la planta superior se abrió un hueco de ventana de 2 x 2 metros. De esta manera, donde antes había dos pequeños ventanucos, ahora se crea un solo hueco mayor que inunda de luz el espacio.

Zona de matrimonio

Aprovechando 50 cm del hueco de la escalera, se construyó un cuarto de aseo, sumamente útil al ser una casa de dos plantas, compuesto de lavabo y WC. La encimera del lavabo, el frontal, así como la cenefa del techo, se realizaron en microcemento color coral. Se independizó utilizando el mismo tipo de puertas usadas para el armario ropero; con una uniformidad de materiales logramos una sensación de amplitud.

Puertas del baño y armario ropero Encimera de baño
Pulsar sobre las fotos para ampliar

Se optimizó el espacio disponible amueblando con una cama de matrimonio y dos camas litera. Se crearon dos ambientes utilizando unos paneles corredizos que los independizan visualmente. Se dispusieron dos armarios roperos, uno de ellos con puertas de espejo, para multiplicar la luz y aumentar la sensación de espacio.

Vista de escalera y baño Literas y aire acondicionado Zona de matrimonio
Pulsar sobre las fotos para ampliar

Con esta distribución se consiguieron seis plazas de camas –contando con el sofá-cama de la planta baja–, espacios diáfanos y mucha luminosidad.

Intervención exterior

La fachada se pintó en un cálido color ocre, enmarcando las ventanas y la puerta en color blanco. Para ocultar la unidad exterior del aire acondicionado y el tendedero se hizo una celosía metálica a medida a juego con la carpintería.

Fachada reformada

Instalaciones

Se hicieron nuevas las siguiente instalaciones:

– Fontanería
– Electricidad
– Aire acondicionado (dos unidades / split)
– Solado porcelánico imitación madera de toda la vivienda
– Carpintería de aluminio
– Revestimiento de paredes baños y de cocina en microcemento
– Pintura plástica

Con esta intervención se consiguió la total satisfacción del cliente, ya que alcanzamos todos los objetivos que nos habíamos propuesto. Espero que os guste.

Reforma integral en pequeña casa de Sotillo de la Adrada (Ávila) (I)

Caso práctico: Una pequeña gran reforma (Sotillo de la Adrada, Ávila).

Fachada original Fachada reformada

¿Quién dijo que un piso de menos de 30 m2 es pequeño? Os cuento paso a paso la reforma realizada en una casita en Sotillo de la Adrada (Ávila) con una superficie de menos de 30 m2, repartida en dos plantas. La casa se construyó en los años 50 aprovechando una finca mínima, con la intención de utilizarse como casa de verano.

Distribución

Antes de la reforma, la vivienda estaba distribuida de la siguiente manera; en la planta baja se encontraban localizados un cuarto de estar con una ventana a la calle; una cocina separada por un tabique, sin ventilación ni luz directa; y un cuarto de baño debajo de la escalera, que en la zona del WC no daba la altura mínima de cabezada.

La planta superior estaba compartimentada en tres mini espacios. En dos de ellos había una pequeña ventana que los hacía oscuros y solo cabía una cama de 1,10 m en cada uno de ellos; en el tercer espacio, donde desemboca la escalera, estaba alojado un armario ropero.

Condiciones de la propiedad

Los requerimientos de la propiedad consistían en adecuar este espacio para pasar fines de semana y cortos periodos de vacaciones. Necesitaban el mayor número posible de camas y darle un aire más funcional y atractivo. Las únicas condiciones que nos pusieron fue el conservar una pequeña chimenea de obra y una estantería de Pladur en la planta baja y que el presupuesto no sobrepasara los 25 000 € (incluyendo el amueblado).

Bases de la reforma

Lo esencial era cambiar el concepto de espacio, lo que conseguimos dejando las dos plantas diáfanas.

En la planta de abajo ubicamos la zona de estar, con un sofá-cama de matrimonio, una mesa y sillas plegables para comer y una televisión. Esta se colocó al principio sobre la mesa de obra, pero para ganar espacio, se ha colgó posteriormente del tabique que separa el tiro de la escalera. A este tabique se le dio una forma escultórica y se pintó en rojo valentino para dar un toque de modernidad.

Salón-comedor y cocina americana
Chimenea original Tabique escultórico y tiro de la escalera

La cocina americana integra estéticamente los electrodomésticos (lavadora, frigorífico, calentador eléctrico, extractor de humos y vitrocerámica) en los muebles. La pared frontal se revistió de espejo para ampliar visualmete el espacio y aumentar la luz, ya que refleja y proyecta la que entra por la ventana que está situada justo enfrente.

Cocina americana

Se amplió el baño en 0,5 m2, lo que permitió instalar un plato de ducha más grande y facilitar el uso normal del WC. Para independizarlo se eligió un muro de pavés que permite el paso de la luz natural.

Detalle de la ducha Entrada al baño

¿Qué os ha parecido hasta ahora? El cambio más radical (y que más sorprendió a los clientes) fue el acometido en los espacios del piso superior. En la siguiente parte del artículo os lo cuento todo.